Informes

PLAN DE EMERGENCIA EN CONDOMINIOS

Una de las viviendas más construidas en Chile, son las viviendas en copropiedad inmobiliaria y una de las figuras más comunes de copropiedad son los llamados condominios. La ley exige que cada condominio debe contar con un plan de emergencia, el que debe redactarse y aprobar, dentro de los primeros tres meses de nombrado el comité de administración. Atendido lo anterior y lo relatado en el presente informe semanal, te invitamos a conocer el plan de emergencia de tu condominio y de no existir, proponerlo en la próxima asamblea, entregándote nociones generales de en qué consiste.
El plan de emergencia, define con un nivel de detalle suficiente, las medidas que deben tomarse antes, durante y después de una emergencia, dando cumplimiento a la exigencia establecida en la Ley de Copropiedad Inmobiliaria. La ley establece que cada condominio debe tener un plan de emergencia para saber cómo actuar ante incendios, terremotos y semejantes, el que debe contener medidas para tomar, antes, durante y después del siniestro, con especial énfasis en la evacuación durante incendios. La creación de un plan de emergencia debe ser impulsada por el Comité de Administración, el que tendrá la responsabilidad de que este exista y que se renueve año a año. Además, el Comité de Administración tiene el deber legal de citar a una asamblea extraordinaria para someterlo a aprobación, asamblea que debe ejecutarse especialmente para este efecto. El plazo con el que cuenta el comité para el cumplimiento de esta obligación, es de tres meses a contar de su constitución.
Ya adelantábamos en el párrafo anterior, que el plan de emergencia debe actualizarse cada año, y junto a los planos del condominio, deberán ser entregados a las unidades de carabineros y bomberos más cercanas, las que podrán enviar al Comité de Administración, las observaciones que estimen pertinentes. De esta manera, es posible determinar que la vigencia de una plan de emergencia no es superior a un año y que al menos una vez al año, deberá reiterarse el procedimiento de creación o modificación y de asamblea para su aprobación.
La ley asigna la responsabilidad de la existencia y cumplimiento de lo anteriormente expuesto, al Comité de administración. Entendemos que se hace responsable atendido el carácter de órgano representativo de las personas que pertenecen a la comunidad y atendida la importancia que tiene este plan, ya que este debe contar con una exhaustiva revisión de los materiales de construcción del edificio, el tipo de equipos de extinción de incendio, el estado de las vías de evacuación, la ubicación de las zonas de seguridad o la creación de las mismas si es que estas no existen, entre otras. Además, el plan de seguridad establece el nombre de los coordinadores de seguridad o líderes de pisos y las funciones que cada uno debe ejecutar, y en el proceso de creación del plan, se debe incluir una capacitación de estos líderes, respecto del cómo actuar en caso de emergencia y en los I.T.E. (Instrucciones técnicas de emergencia). Finalmente, es preciso que señale la ubicación de zonas de seguridad y establecer un diseño de plano de instalaciones.
De este modo, esperamos haberlos ilustrado sucintamente sobre en qué consiste un Plan de Emergencia de un condominio y respecto de la obligación legal e importancia práctica de contar con uno de ellos. De esta manera, si quien nos lee vive en un condominio, podrá exigir de manera más informada la existencia del mismo.

Un atento saludo de Valles y Asociados.